wein.plus
Atención
Estás utilizando un navegador antiguo que puede no funcionar adecuadamente. Para una experiencia de navegación mejor y más segura, actualiza tu navegador.

Iniciar sesión Hazte Miembro

Aromatizante

La adición de diversos aromas al vino para mejorar su sabor y/o aspecto o hacerlo más duradero es una práctica que existe desde hace miles de años. Muchos vinos antiguos estaban aromatizados. En textos antiguos de Mesopotamia se encuentran recetas con adición de miel, especias, mirra e incluso drogas. Las tribus germánicas ya producían hidromiel (vino de miel) antes del cambio de milenio. Los griegos añadían resina, como sigue siendo habitual en la Retsina actual, así como diversas especias como ajenjo, anís y pimienta. Los vinos especiados eran muy populares entre los romanos, por ejemplo el piperatum (vino de pimienta). Sin embargo, también utilizaban plomo en forma de plomo blanco o galena para reducir la acidez y hacer el vino más dulce. La adición de plomo también fue habitual en Europa hasta bien entrado el siglo XVIII, con el consiguiente peligro. En Stuttgart, en 1708, algunos clientes del tonelero Hans Jakob Erni murieron envenenados con plomo, y el castigo está documentado: "Así que le cortaron la cabeza en la capital real como merecido castigo". En otros casos, a estos infractores simplemente se les obligaba a beber grandes cantidades de su propio vino.

Voces de nuestros miembros

Markus J. Eser

Utilizar la enciclopedia no sólo ahorra tiempo, sino que también resulta muy cómodo. Además, la información está siempre actualizada.

Markus J. Eser
Weinakademiker und Herausgeber „Der Weinkalender“

La enciclopedia vitivinícola más extensa del mundo

26,381 Palabras clave · 46,990 Sinónimos · 5,323 Traducciones · 31,715 Pronunciaciones · 202,587 Referencias cruzadas
redactada con por nuestro autor Norbert F. J. Tischelmayer. Sobre la enciclopedia

EVENTOS CERCA DE TI

PARTNERS PREMIUM